Permutas Financieras (SWAP)

destacados-swap¿Qué es un SWAP?

Un SWAP o permuta financiera es un instrumentos financiero complejo y de alto riesgo que se encuadra en la categoría de los “derivados”. Con el SWAP las partes se comprometen a intercambiar flujos de caja futuros en la misma o diferente moneda, correspondientes a operaciones de endeudamiento o inversión sobre el mismo nominal y vencimiento

Estos productos se aplican a muchos ámbitos, como a las divisas, recursos naturales, etc. Sin embargo, su principal aplicación en los últimos años ha sido en relación con los costes derivados de la inflación (Swap de inflación) y con los préstamos hipotecarios (Swap de tipos de interés) con la finalidad de servir de cobertura ante la fluctuación del Euribor y del IPC, respectivamente.

Por tanto, quien contrata el SWAP de tipos de interés pretende convertir un préstamo a tipo de interés variable en un préstamo a tipo fijo, cubriéndose así de las subidas de los tipos de referencia que, por lo general, suelen ser variables en estos instrumentos.
¿Son nulos los contratos SWAP?

Como ha podido verse el SWAP es un producto financiero complejo y de alto riesgo, por lo que quien lo contrata debe tener conocimientos financieros suficientes para entender su funcionamiento y riesgos.

Adicionalmente las entidades deben informar adecuadamente de los riesgos según los diferentes escenarios y cumplir con la normativa MiFID ya que, por ejemplo, cuando se contrata un SWAP de tipo de interés quien lo contrata debe saber que si el Euribor baja habrá de pagar altas cantidades de dinero (liquidación negativa) para compensar así el ahorro que dicha bajada supone en su financiación a interés variable (préstamo hipotecario).

Muchas entidades financieras, aprovechándose de la subida del Euribor y el incremento que ello implicaba en las cuotas de sus préstamos hipotecarios (principalmente en los años 2007 y 2008), colocaron estos productos de forma masiva e indiscriminada sin informar adecuadamente de sus características y haciéndoles creer que se trataban de “seguros” sin riesgo alguno, sin advertir que su cancelación podía conllevar elevados costes o que en un escenario de bajada del Euribor tendrían que pagar cuantiosas cantidades de dinero.

Es por esta razón por la que la mayoría de las sentencias recaídas en estos procedimientos declaran su nulidad y la obligación de devolver las cantidades cobradas ya que, aunque estos contratos son admitidos en nuestro derecho, su comercialización requiere que quien lo contrata tenga un perfil adecuado y que quien lo ofrece informe correctamente de su funcionamiento y riesgos.

Si se considera afectado por la contratación de un SWAP, con independencia del lugar donde residas, no dude en contactar con OB Abogados & Compliance. Le informaremos de sus derechos y las posibilidades de obtener una restitución total de las cantidades cobradas indebidamente junto con sus intereses.

Los datos de carácter personal que se faciliten mediante los enlaces de esta pestaña, quedarán registrados en un fichero cuyo responsable es el “Responsable” con la finalidad de gestionar las solicitudes de información de las diferentes áreas que abarca “Destacados”, de nuestros clientes y/o usuarios, y obtener además datos estadísticos de las mismas. Para obtener más información, ver Política de Privacidad

He leido y accepto la política de privacidad